22 may. 2014

Rabino Abraham Skorka: “Para el Papa, venir a Israel, es cumplir un sueño”


En diálogo con el periodista Henrique Cymerman (21 de mayo de 2014), el rabino Skorka, amigo personal del Papa Francisco, ha asegurado que el viaje que protagonizarán juntos del 24 al 26 de mayo, supone hacer realidad un sueño de hace muchos años. “Llegar a Israel era para nosotros estar en el lugar de los profetas que nos han inspirado nuestra espiritualidad”. “Israel ha sido un asunto del que hemos hablado mucho en Buenos Aires. El libro que escribimos juntos dedica un capítulo al conflicto. Desde entonces buscamos caminos para llevar un mensaje de paz”.
En rueda de prensa organizada por Fuente Latina y el Centro de Prensa de Jerusalén, Abraham Skorka ha hecho un recorrido por la amistad que le une al Papa desde 1990 cuando se conocieron en Buenos Aires. Un camino marcado por la amistad, el humor, la profunda espiritualidad y el encuentro de lugares comunes.
Skorka relata que en junio de 2013 cuando se encontró con el Papa en Roma pensaron en dar un mensaje de paz para Oriente Medio. Así empezó a gestarse la visita que está a punto de celebrarse. El rabino asegura que  “así aparece en nuestros libros comunes: habiendo paz aquí…habrá paz en todo el mundo”.
Skorka asegura que “nuestra amistad y diálogo es signo de que la paz es posible”.  Y éste va a ser el espíritu de los mensajes que el Papa dará en su visita a Jordania, la Autoridad Nacional Palestina e Israel.
Abraham Skorka dice que el Papa Francisco es un hombre rompedor, que no le preocupa deshacer modelos si es necesario para conseguir sus objetivos de diálogo y paz. Dice que es la persona que la Iglesia necesita en este momento. Con él, está seguro, se marcará una nueva página en el diálogo judeo-cristiano.
El Papa, asegura Skorka, quiere implicarse en el proceso de paz en Oriente Próximo con la mejor arma que tiene: la oración. Es la manera de hacer trascender el asunto del nivel político y llevarlo al nivel humano. Los creyentes, sean de la religión que sea, pueden entenderse a través del rezo.
El rabino considera que la mayoría de los judíos e israelíes aplaude la visita del Papa y las personas que han mostrado su rechazo son apenas un grupo pequeño.
La compañía de un rabino y un imán supone una señal por el diálogo. Skorka entiende que “los 3 debemos caminar juntos para cambiar la realidad de este mundo. Los 3 creemos en un Padre común, Abraham, y un Dios espiritual. El Papa mantendrá el equilibrio en sus discursos y mensajes en esta tierra”.

También ha resaltado la preocupación del Papa por la persecución de los cristianos en muchos países musulmanes y ha anunciado que se producirá una reunión con líderes de las tres confesiones.

 

TWITTER

OPINIÓN

FACEBOOK